Efectos de la depresión por una mala relación amorosa


¿Por qué no debes "romper" el corazón de tus seres queridos? Los efectos de la depresión sobre una persona, sobretodo luego de terminar una relación amorosa, son bastante nocivos para la salud de quien entregó todo por la relación y ahora no ve esperanzas de recuperarla, y quien además se sentía muy apegada a su ex pareja y ahora no conciba la vida sin él o sin ella. Esa costumbre que se tenía de compartir gran parte del tiempo con el otro es lo que realmente es difícil de dejar atrás.

Cuando una relación termina de manera inesperada y sin que lo queramos, nuestro corazón baja el ritmo y sus latidos son más lentos, lo cual puede explicar por qué duele este sentimiento de angustia cuando ésto sucede, aseguran investigadores Alemanes. Se asocia la baja actividad cardíaca con el hecho de sentir más el dolor emocional arraigado a la depresión que se siente luego de romper con nuestra pareja, sobretodo cuando somos nosotros los que No queríamos que la relación terminara.

Durante un experimento, los científicos preguntaron a diferentes personas si les atraía físicamente la persona de cierta foto. Cuando la respuesta fue que el sujeto de la imagen podría rechazarlos, el ritmo de sus corazones descendió en un índice mayor que cuando fueron "cortados" por alguien a quien creían que les gustaban. Esto es bastante extraño y quizá esté arraigado también al exceso de ansiedad que solemos experimentar cuando queremos hablarle a alguien que nos gusta pero pensamos que nos rechazará.

Aunque se disfruta mucho cuando se está enamorado de alguien o cuando se está en un relación, traten de no verse afectados por la tristeza que puede ocasionar terminarla. De ninguna manera podemos permitir que nuestro ritmo cardíaco baje debido a ésto porque podría afectar nuestra salud muy seriamente. Una depresión podría llevarnos a la muerte en casos extremos, ya sea por suicidio o un bajón impresionante en nuestro ritmo cardíaco lo que lleva a una bradicardia casi mortal.

Los efectos adjuntos que trae consigo la depresión son:



1. Pérdida del interés por situaciones o actividades que antes te producían placer.




Actividades que antes hacías muy a menudo y que te provocaban cierta sensación de felicidad y bienestar, como el salir con tus amigos, ir al gimnasio, al cine, practicar algún deporte, etc., quizá ahora ya no te parezcan tan atractivas porque tal vez no concibes realizar estas actividades sin la persona que una vez amaste, o simplemente el hecho del bajón del ritmo cardíaco no altera tu estado de motivación de forma positiva.

¿Cómo evitar que esto afecte tu estado de salud y bienestar? Oblígate a estar siempre rodeado de seres queridos como amigos, familiares, compañeros de trabajo, de la universidad, etc. Mantente lo más ocupado(a) posible, dobla turnos en tu trabajo si es necesario o dedícale tiempo a estar acompañado(a) de tus seres queridos aun cuando sea solamente estar acostado(a) o sentado(a) al lado de ellos.

Es contra la soledad con la que debes luchar para que no se alíe con la depresión y pueda afectar de manera nociva tu estado de ánimo llevándote casi hasta la muerte biológica o por unos altos deseos de querer suicidarte. Habla, ríe, toma aire pero sobre todo habla mucho. El hablar y el llorar si te dan ganas, ayuda de a poco a calmar ese dolor que se siente y a regular todos los procesos fisiológicos para que de a poco te puedas recuperar de ese estado en donde solamente piensas en que tu vida no será nada sin esa persona a quien tanto amaste.

2. Tendencias suicidas o tendencias homicidas


Han habido casos extremos en los que esto sucede, aunque no solo se da por la ruptura de una relación sino también por problemas familiares, escolares, de trabajo, entre otros. Puede ser que una persona quiera ahorcarse, cortarse las venas o tomar un exceso de alguna sustancia nociva para su salud para que la muerte sea lenta y más dolorosa.

¿Cómo evitar este tipo de tendencias? De nuevo, debes hablar, pero esta vez hazlo con un psicólogo o de ser posible pasa directamente a hablar con psiquiatra, porque quizá no solamente estés pensando en acabar con tu vida sino también con la de quien te hizo daño, y esto en sí no es lo adecuado porque estarás cobrando algo mucho más alto de lo que sufriste.

No estoy diciendo que debas vengarte con algo del mismo nivel... simplemente quiero hacerte entender que el suicidio o el asesinato no son la solución a tus problemas. Vive, que la vida se trata de saber cuando levantarse cuando te caes o cuando te lastiman y aprender de los errores o de las cosas negativas que puedas experimentar. Por supuesto es más fácil hacerlo cuando aceptas que necesitas ayuda, sobre todo de ayuda profesional. Y el hablar con tus otros seres queridos también ayuda a que no tengas este tipo de tendencias suicidas o de querer matar a quien rompió tu corazón

3. Insomnio y otros trastornos del sueño


Ya de por sí el no dormir y las consecuencias de una mala noche) afectan nuestro estado de salud lo que ocasiona falta de energía y posteriores patologías. El hecho de sufrir alteraciones emocionales afecta aun más nuestro ciclo de sueño. No nos es fácil poder conciliar el sueño.

Algunas veces quizá pasa lo contrario y durmamos mucho más de la cuenta, lo cual tampoco es bueno porque simplemente podemos pasar por períodos largo de inanición gracias a la malnutrición que de todas formas afectará sí o sí nuestro estado de salud. Está bien que el dormir de alguna u otra forma nos hace olvidar y no sentir dolor, sobre todo cuando lo hacemos de forma profunda, pero no exageres.

Si vas a preparar una maratón de sueño para tratar de no sentir tanto dolor (porque quizá la ruptura amorosa todavía está muy reciente), entonces trata de no hacerlo solo(a). Dile a algún familiar que lo vas a hacer y de ser posible que esté contigo despierto ahí en el lugar donde piensas dormir, y que si nota que duermes demasiado te despierte para que puedas comer y por supuesto para que puedas hablar y no sentirte solo(a) cuando despiertes de ese período de total calma.

4. Malestares físicos en general


Las hormonas y otras sustancias bioquímicas no se encuentran en un equilibrio ideal. Sufrirás el efecto de las hormonas catabólicas principalmente, y es por esta razón que no puedes dejar de ingerir alimentos que te nutran y de realizar actividades como la práctica deportiva o el ir al gym, para que así las endorfinas liberadas con este tipo de actividades contrarresten los efectos negativos hormonales que puede traer consigo la depresión.

Necesitas que todos tus sistemas estén en equilibrio, y las emociones lamentablemente juegan un papel o positivo o negativo dependiendo de las situaciones a las que las sometas. Por supuesto el romper con alguien es algo emocionalmente negativo (sobre todo cuando es a ti a quien cortan), y por esta razón no te puedes tirar de lleno a la soledad y al sedentarismo. De ser posible pasa todo el día en el gym o club deportivo entrenando y hablando con compañeros, instructores, etc. Y claro, no te olvides de alimentarte bien porque tampoco es que te la pases ejercitándote sin comer.

5. Alteraciones gastrointestinales y pérdida o aumento de peso


El estrés que produce la depresión afecta seriamente nuestro sistema digestivo y esto puede representarse en diarreas o aumento significativo de peso (sobre todo a nivel graso) cuando las personas, en su desesperación, comen más de la cuenta y no hacen ningún tipo de actividad física para compensar este aumento de glucosa en el cuerpo. O de hecho, se puede producir un nivel alto de estreñimiento.

Algunas personas suelen experimentar pérdidas de peso no necesariamente por padecer diarrea sino por el hecho de no sentir apetito para comer. Mientras que hay quienes liberan unas ganas monstruosas de devorar cuanto postre se les cruce por el camino, porque de alguna u otra forma esto reduce los efectos de la depresión en sí, pero lamentablemente aumenta los riesgos de padecer diabetes y obesidad. Así que si vas a hacer esto, no te olvides de también hacer ejercicio.

Para evitar los efectos de la depresión, lo más aconsejable es comer un chocolate en el momento indicado (no en exceso), un helado, compartir con los amigos y hacer ejercicio al aire libre o ir al gimnasio para quemar todas las toxinas que se acumulan por el estrés, y además producir hormonas positivas inducidas por el ejercicio físico.

Cuando la depresión se produce por la ruptura de una relación, lo más aconsejable es salir y conocer nuevas personas (posibles parejas o simplemente amigos). Aunque suene mal para algunos, muchas veces "un clavo saca otro clavo". Pero ojo, no te vayas a desquitar con esta persona que apenas estas conociendo por aquello que te hizo tu ex pareja.

No dejes que tu pasado afecte tu presente y mucho menos tu futuro. No dejes de creer en el amor solo porque alguien hirió tus sentimientos, porque no sabes el día de mañana que persona maravillosa podrías conocer. Así que sigue siendo tú mismo(a), que ya habrá alguien que se enamore de ti y tú de esta persona, y puedan vivir felices.


Artículos relacionados

Efectos de la depresión por una mala relación amorosa
4/ 5
Oleh

Suscríbete via email

¿Te gustó el artículo? Suscríbete para recibir las actualizaciones en tu correo electrónico.

MUY IMPORTANTE: a través de los comentarios solamente se resuelven dudas concretas con base a lo leído en los artículos publicados. No se plantean dietas ni rutinas específicas para cada quien, ya que para ello y otras cosas relacionadas están las asesorías personalizadas, mismas que tienen un costo.

Revisa tu ortografía antes de publicar y No escribas todo el texto en mayúscula. Forma parte de nuestros seguidores para que tu comentario sea contestado en el menor tiempo posible.

Recomendación: "copiar" el comentario una vez escrito, antes de dar click en"publicar", en caso de que no funcione el envío la primera vez. El registro a través de celulares o tablets pueda no funcionar. Lo recomendado es registrarse a través de un PC. Registrase como seguidor (a) público (a).