Riesgos para la piel a la exposición solar y cuidados a tener en cuenta


La incidencia de cáncer de la piel está aumentando conforme la gente toma el sol sin considerar los riesgos que puede ocasionar.

Los cambios extremos de temperatura pueden ocasionar en la piel graves consecuencias. El hecho de que el calor deshidrate más rápido la epidermis y de que la sudoración aumente la humedad, volviéndola más proclive a infecciones, hace que en la temperatura de verano los cuidados sean mayores.

Según la organización mundial de la Salud, la causa primaria de cáncer de piel es la exposición a las radiaciones ultravioleta de la luz solar, aunque en pequeña cantidad son beneficiosas para las personas ya que desempeñan una función esencial en la producción de vitamina D. En temporadas de mucho calor debe reducirse el consumo de carnes y priorizarse el consumo de frutas y verduras, alimentos ricos en vitaminas antiozidantes como la A, C y E. Esta última es una de las más importantes para el cuidado de la piel, ya qu previene la degeneración celular, ayuda en el proceso regenerativo en caso de cicatrices y acné y contribuye al aumento del flujo sanguíneo en la piel.

Esta vitamina está presente en aceites, frutos secos, en pescados y camarones, en vegetales como el brócoli, la espinaca, los espárragos, el tomate o la zanahoria. Y, por supuesto, también es recomendable beber mucha agua. Después de haberse expuesto al sol o al agua clorada de una piscina es necesario darse una ducha para hidratar y limpiar la piel.

¿CÓMO APLICAR EL BLOQUEADOR?



El uso de bloqueador no debe limitarse solamente a los días de playa o de piscina. Se debe aplicar diariamente incluso cuando se está en espacios internos, expuesto a luces fluorecentes. Se recomienda siempre un mayor facto de protección solar. Este debe ser elegido de acuerdo con el tipo de piel. En general, se aconseja usar como mínimo uno con 15 de FPS. Además deben aplicarse 30 a 45 minutos antes de iniciarse a la exposición al sol, ya que son eliminados por el sudor y el agua.

La única diferencia entre un bloqueador factor 15 y un factor 100 es el tiempo que dura el efecto de protección. Quien usa factor 15 debe aplicárselo 6 veces al día, y quien prefiere un factor 100 necesita usarlo unas cuatro veces al día. Hay que tener especial cuidado con los niños, quienes son los que prestan menos atención al sol. Hay que aplicar bloqueador cada vez que se tenga contacto con el agua.

LA LIMPIEZA TAMBIÉN CUENTA.

La limpieza diaria debe realizarse con productos suaves que no alteren el manto ácido de la piel, que no irriten ni sean muy perfumados, pero ayuden a eliminar la grasa y suciedad acumuladas. Además se deben utilizar materiales que no raspen ni froten fuertemente la piel. Es importante no compartir toallas con otras personas y secarse los pliegues de la piel correctamente, para evitar así la aparición de micosis superficiales.

Artículos de interés

0 Comentarios

MUY IMPORTANTE: a través de los comentarios solamente se resuelven dudas concretas en base a lo leído en los artículos publicados. No se plantean dietas ni rutinas específicas para cada quien, ya que para ello y otras cosas relacionadas están las asesorías personalizadas, mismas que tienen un costo.

Revisa tu ortografía antes de publicar y No escribas todo el texto en mayúscula. Forma parte de nuestros seguidores para que tu comentario sea contestado en el menor tiempo posible.

Recomendación: "copiar" el comentario una vez escrito, antes de dar click en"publicar", en caso de que no funcione el envío la primera vez. El registro a través de celulares o tablets pueda no funcionar. Lo recomendado es registrarse a través de un PC. Registrase como seguidor (a) público (a).

Recibe actualizaciones en tu e-mail


Recibe artículos recientes en tu correo

BlogCatalog BlogESfera. Directorio de Blogs Hispanos votar Bitacoras.com

Síguenos en Facebook