¿Cómo debe ser la alimentación de un niño con cáncer?


Como es normal que el niño pierda apetito debido a los efectos de la quimioterapia, como el vómito y las laceraciones en la boca, insiste para que coma, pero sin hostigarlo.

Recuerde que la nutrición está directamente relacionada con la condición inmunológica. Además, una adecuada alimentación le permitirá contar con la energía, la vitalidad y el desarrollo necesarios para afrontar la enfermedad.

Proporciónele una dieta balanceada, en la que estén presentes las grasas saludables, las vitaminas y minerales. Las proteínas, presentes en carnes y leguminosas, le permitirán a su hijo mantener la vitalidad. Así mismo, tal como lo advierte la asociación Americana de cáncer, un niño que sufre esta enfermedad requiere entre un 20% y 90% más calorías que un niño sano, por lo que no se pueden descuidar los carbohidratos (glucosa), que son el combustible principal del cerebro y demás órganos.



Procure que la dieta sea lo más natural posible, libre de colorantes y conservantes. Evite las comidas muy condimentadas, así como las demasiado calientes o frías.

Tampoco le dé alimentos crudos, guardados (de uno o más días), muy duros o que no hayan sido preparados en casa con la higiene adecuada.

Dele porciones pequeñas y variadas, varias veces al día para así también evitar las náuseas y posteriores vómitos.

Suminístrele suplementos nutricionales a base de proteínas para complementar su alimentación.

El día de la quimioterapia evite darle alimentos nuevos y tampoco le sirva los que más le gustan, porque entonces la próxima vez que el menor vaya a consumirlos lo asociará con algo negativo y los rechazará.

Recuerde que la quimioterapia aumenta la percepción del olor y del sabor. Luego cuídese de darle alimentos muy fuertes ya que le pueden producir rechazo.

Suspenda las visitas externas en los días de quimio.

No olvide la hidratación. El agua, vital para las funciones celulares, permitirá la adecuada eliminación de los medicamentos por vía renal, la recuperación de líquidos que se pierden por diarrea y vómito, y permitirá que el organismo del paciente permanezca más compensado.

También te puede interesar: ¿Cómo cuidar a un niño con cáncer?

Fuentes:
Mercedes franco, especialista en pacientes oncológicos y directora de la fundación de cuidados paliativos.
Lyda Rengifo, oncóloga pediatra del instituto nacional de cancerología.
Viviana Lotero y Andrés Portilla, pediatras especialistas en oncología y hematología, miembros de la fundación Pohema.

Artículos de interés

0 Comentarios

MUY IMPORTANTE: a través de los comentarios solamente se resuelven dudas concretas en base a lo leído en los artículos publicados. No se plantean dietas ni rutinas específicas para cada quien, ya que para ello y otras cosas relacionadas están las asesorías personalizadas, mismas que tienen un costo.

Revisa tu ortografía antes de publicar y No escribas todo el texto en mayúscula. Forma parte de nuestros seguidores para que tu comentario sea contestado en el menor tiempo posible.

Recomendación: "copiar" el comentario una vez escrito, antes de dar click en"publicar", en caso de que no funcione el envío la primera vez. El registro a través de celulares o tablets pueda no funcionar. Lo recomendado es registrarse a través de un PC. Registrase como seguidor (a) público (a).

Recibe actualizaciones en tu e-mail


Recibe artículos recientes en tu correo

BlogCatalog BlogESfera. Directorio de Blogs Hispanos votar Bitacoras.com

Síguenos en Facebook