abril 01, 2012

Consejos para eliminar grasa corporal y en la región abdominal, tercera parte


Evita las dietas extremas y mejor sigue estos consejos para que puedas quemar grasa corporal, sobre todo a nivel abdominal, sin que debas poner en riesgo tu salud. Eliminar grasa corporal es un proceso relativamente simple aunque requiere de tiempo, o sea que no podrás deshacerte de buenas cantidades de grasa corporal de la noche a la mañana, o por lo menos no de una forma saludable. El punto es ser paciente y aplicar estos consejos y los que mencionaré tanto en la primera y segunda parte cuyos links dejaré al final de este artículo, para que puedas quemar grasa sin comprometer tu salud y bienestar general.

El desayuno, la comida más importante del día para promover la eliminación de grasa corporal



Si quieres eliminar grasa corporal no te olvides de un buen desayuno. No dejes pasar mucho tiempo (no más de 30 minutos) después de levantarte para comer tu desayuno. Al levantarte es bueno que tomes un vaso de agua para preparar tu organismo, y pasados diez minutos desayunes. Nunca te saltes el desayuno porque es la comida más importante del día, y te te digo por qué lo es.

Por supuesto el estado de ayuno también te permitirá quemar grasa corporal, pero el problema es que al aguantar hambre (peor aun si decides hacer ejercicio en ayunas) no solamente te hará perder grasa corporal sino también aminoácidos y por ende proteínas musculares y también de otros tejidos.

El no desayunar creyendo que así lograrás quemar grasa corporal, pondrá en riesgo tu salud puesto que tu sistema inmune se debilitará enormemente. Te sentirás débil sí o sí, más aun si durante el día debes realizar muchas actividades que te demanden mucha energía. NO aguantes hambre, no pongas en riesgo tu salud y estado de ánimo creyendo que así adelgazarás más rápido.

¿O sea que si no desayuno y aguanto hambre, no podré adelgazar?


Tips que puedes aplicar en el gym para quemar grasa corporal


Sí, claro que podrás adelgazar, pero lo harás en el sentido de perder peso corporal a nivel global, o sea que también perderás masa muscular, te deshidratarás más rápido y además correrás el riesgo de que tus huesos también se debiliten o sea que perderás densidad ósea... y todo esto es poco saludable.

Si bien es cierto que el estado temporal de ayuno puede tener algunos beneficios sobre el organismo, como el hecho de contribuir en la producción de la hormona del crecimiento, ayudar a eliminar unos gramos de más de esa grasita que nos molesta y ayudar a controlar los niveles de azúcar en la sangre... el punto es no abusar de este tiempo de ayuno.

El tiempo de ayuno ya fue suficiente durante el período en que estuviste dormido o dormida. La producción de hormona de crecimiento se da en altos picos cuando estás dormido de forma profunda, y se da principalmente entre las 9pm y 12 am. Así que no creas que por despertar y seguir aguantado hambre vas a producir hormona de crecimiento a lo loco. Si sientes hambre, come pero aliméntate bien. Ingiere un desayuno nutritivo.

¿Qué desayunar para no engordar y seguir promoviendo la quema de grasa?

Al ser la primera comida, después de pasar por un período de ayuno mientras dormías, es importante que ésta sea muy nutritiva. Debes comer tanto proteínas (leche, huevos, yogur) como carbohidratos (pan integral, cereal, avena) y frutas que son en sí un tipo de carbohidrato de alto valor nutricional por su buen aporte de vitaminas y de algunos minerales.

Aunque si te interesa promover la quema de grasa, procura mejor optar por fuentes proteicas bajas en grasa, como por ejemplo consumir solamente claras de huevo o quizá con una sola yema, o también puede ser una porción de queso cuajada o bajo en grasas, y un tazón de avena en hojuelas remojadas en agua. Y por supuesto frutas preferiblemente que no sean muy dulces.

Ahora bien, lo anterior sería un desayuno ideal casi que a nivel fitness por su bajo contenido de grasas, bajo contenido de azúcares simples refinados y por su alto aporte de vitaminas y minerales.

Pero si no quieres irte a los extremos, puede seguir desayunando lo habitual que puede ser huevos revueltos con pan o tostadas blancas o integrales con alguna bebida como café, chocolate, etc... pero entonces si sabes que estás pasado de peso a nivel graso, si antes de comes 3 tajadas de pan, ahora intenta comiendo solamente dos o una. El punto es bajar de a poco las cantidades de alimentos que ingieres, y No dejar de comerlas por completo para que ésto no te vaya a generar estrés y ansiedad.

Ejemplo de Desayuno para evitar acumular grandes cantidades de grasa corporal


2 huevos cocidos o revueltos (trata de consumir máximo dos yemas al día porque éstas contienen un buen contenido de hierro y proteína, pero si las consumes en exceso el colesterol te puede afectar), 2 rebanadas de pan tostado, una rebanada de queso cuajada y una fruta o un jugo de naranja. Aunque también puede ser un zumo de fruta de otro tipo. Esto queda según tus gustos.

Ten en cuenta que las porciones de cada alimento depende del gasto calórico que cada persona necesita en su rutina diaria. Un desayuno nutritivo ayuda a preparar tu metabolismo para asimilar mejor todos los nutrientes y eliminar las grasas acumuladas, pero esto solamente será posible en grandes cantidades cuando además se complementa la rutina diaria con ejercicio físico.

El punto es que estés satisfecho(a) con lo que ingieres y NO repleto y con llenura. Además el punto más importante es estar bien nutrido y esto se logra principalmente consumiendo buenas fuentes de proteínas y de vitaminas y minerales, y bajándole un poco al consumo directo de carbohidratos y grasas.

Quiero decir con esto que puedes saciar el hambre y adelgazar al mismo tiempo si sabes como alimentarte. Puedes pagar a un profesional para que arme una dieta según tus datos y actividades que realizas al día para determinar tu gasto energético basal y total, o puedes hacerlo al ensayo y error aumentando o reduciendo las cantidades de los alimentos que ingieres, según te vayas notando y sintiendo.

En conclusión si quieres bajar tus niveles de grasa corporal y marcar tu abdomen



Debes entender que la clave para llevar a cabo la meta de reducir la grasa corporal es cambiar el exceso de calorías que engordan por más alimentos con las calorías que te mantengan satisfecho(a) y no "repleto". Quiero decir con esto que puedes saciar el hambre y adelgazar al mismo tiempo si sabes como alimentarte. Evita comer solo las 3 veces (desayuno, almuerzo y cena) en grandes cantidades ya que tu metabolismo se podría ralentizar considerablemente.

De nuevo repito que es aconsejable comer 5 o 6 veces al día en porciones medianas para evitar que te dé sueño después de comer, y para así mismo mantener tu metabolismo activo y lograr la óptima quema de grasa cuando te encuentres realizando actividades cotidianas suaves, cuando haces algún tipo de actividad física (gimnasio, caminar, deportes, etc.).

Es importante la práctica de rutinas de entrenamiento que incluyan ejercicios físicos de alta intensidad puesto que además de promover un gasto calórico alto, el hecho de estimular tus músculos para que crezcan y se mantengan activos, permitirá que puedas quemar más calorías provenientes de las grasas de reserva. Además, por medio del ejercicio puedes mejorar tu capacidad aeróbica lo cual es bueno para utilizar de manera más eficiente las grasas de reserva en procesos energéticos oxidativos.

Debes armarte de paciencia y mucha dedicación para poder llevar a cabo estos consejos que te permitirán reducir notablemente tus niveles de grasa corporal para que puedas mejorar tu salud, y por supuesto para que puedas lucir unos músculos más atractivos puesto que se notarán más marcados, más tonificados y definidos.

Aquí puedes conocer la PRIMERA PARTE de consejos que te permitirán lograr tus objetivos en cuanto a la eliminación de grasa corporal, sobre todo la grasa a nivel abdominal (aunque es imposible quemar grasa localizada por medios naturales).

Y aquí puedes leer la SEGUNDA PARTE de esta serie de consejos para que promuevas tu buen estado de salud por medio de la reducción de tus niveles de grasa corporal.

4 comentarios:

  1. Yo desayuno la porcion de prote + una porcion de avena con leche.
    Esta bien?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No es que esté bien o que esté mal, ya que según cada persona, su nivel de entrenamiento y por supuesto su nivel muscular, puede que ese aporte de azúcares simples de una sola no se vaya tanto a su tejido adiposo y si a suplir los requerimientos de glucosa sanguínea y glucogénicos hepáticos y musculares. Como habrán otros y otras que consumiendo un suplemento en leche, en avena u otras bebidas que tengan azúcares simples (lactosa, fructosa, etc.), pueda que ese gran aporte de los mismos por unidad de tiempo, en su mayoría se vayan al tejido adiposo. Todo se basa en cómo te notes y te sientas bebiéndolo así, aunque igual tampoco lo aconsejo en relación a la ralentización de la digestión de todo lo ingerido, más la "competencia" por la absorción nutricional tanto del suplemento como de lo otro en lo que decidas mezclarlo.

      Eliminar
  2. Ahí en el otro tema te deje el suplemento que tomo, en el desayuno y luego de entrenar, q viene sin hidratos, por eso le incorpore avena, y bueno ahora que lo pienso podría sacar la leche (que la uso para pasar la avena) y mezclarla directamente con la prote y el agua.

    Otra cosa, el incorporar alimentos variados en una misma comida ralentiza la digestión? Por ejemplo una sopa de verduras(10 verduras). O lo decis por que la leche es difícil de digerir?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Además de la leche ser de digestión relativamente difícil, en algunas personas aún no siendo intolerantes a la lactosa, está el hecho de que los líquidos podrían alterar la composición de enzimas digestivas además de disminuir la temperatura ideal del estómago para la digestión de sólidos. En cuanto a las sopas, el "problema" es más relacionado con que al consumir la sopa más las verduras, más el arroz, más la porción de proteína, más la porción de ensalada vegetal, todo de una como comúnmente la gente hace, es que esa gran cantidad de alimentos pueden provocar molestias gastrointestinales, al mismo tiempo ralentizar la digestión, causando una ineficaz absorción de nutrientes, además de ocasionar acumulaciones de grasa.


      Lo ideal sería comer la sopa de verduras y listo. Y otro segundo almuerzo (dos o tres horas después) la porción de arroz o pasta, con la porción de proteína y la de ensalada, por ejemplo. o viceversa, el orden no alterando el resultado.

      Pero está el hecho de cada persona es diferente y en algunos (as) todo esto puede no suceder, o por lo menos no en proporciones considerables.

      Eliminar

MUY IMPORTANTE: a través de los comentarios solamente se resuelven dudas concretas con base a lo leído en los artículos publicados. No se plantean dietas ni rutinas específicas para cada quien, ya que para ello y otras cosas relacionadas están las asesorías personalizadas, mismas que tienen un costo.

Revisa tu ortografía antes de publicar y No escribas todo el texto en mayúscula. Forma parte de nuestros seguidores para que tu comentario sea contestado en el menor tiempo posible.

Recomendación: "copiar" el comentario una vez escrito, antes de dar click en"publicar", en caso de que no funcione el envío la primera vez. El registro a través de celulares o tablets pueda no funcionar. Lo recomendado es registrarse a través de un PC. Registrase como seguidor (a) público (a).