Respiración tántrica: ejercicios claves

Tantra técnicas relación íntima

Aprende a aplicar algunas técnicas de respiración tántrica para favorecer la excitación y en placer en las relaciones sexuales.

Mira algunos ejercicios claves. Las parejas de hoy viven relaciones aceleradas, poco conscientes y, en esencia, genitales.

Al menos eso es lo que se percibe desde la filosofía hinduista que promueve el sexo tántrico, considerado como un espacio energético de crecimiento espiritual en espiral, es decir que eleva la energía de esos dos cuerpos que se encuentran hacia el cielo.

Como parte de estos preceptos que proponen otra manera de vivir la sexualidad, cobra una gran importancia la respiración. Quién lo creyera.

Pero el simple acto de inhalar y exhalar permite tener más conciencia del aquí y el ahora en ese momento que se comparte con el otro y conduce además a un intercambio energético que favorece la salud y vitalidad de ambos.

Así lo confirman algunos terapeutas en medicina tradicional china, quienes explican que "se supone que una adecuada respiración durante las relaciones íntimas permite que la energía fluya de los genitales, suba por la columna y llegue hasta el cerebro, generando sensaciones positivas”.

Dicho de otra manera, el tantra invita a tener unas relaciones íntimas más pausadas y conscientes a través de la respiración, en las que ambos estén concentrados dando lo mejor de sí para disfrutarlas aún más.

La respiración es en este sentido el vehículo fundamental para la estimulación sessual y energética, así como para la expansión orgásmica y del placer.

Adicionalmente, los expertos aseguran que permite gozar de salud, aliviando dolencias como dolores articulares, fallas en el sistema inmunológico y en el ritmo cardíaco, fibromialgia e hipertensión, entre otras.

¿Cómo respirar durante el acto sexual?



1. Comienza la relación con una respiración en la que inhale por la nariz, sostén el aire a nivel de la pelvis y luego exhala lentamente dejando el abdomen contraído.

Mantén el contacto visual bien sea en posición de pie o sentados.

Esta respiración, de acuerdo con el sexo tártrico, representa el permiso que le pide el uno al otro para entrar en su cuerpo sagrado.

De esta forma es oportuno aclarar que a diferencia de los preceptos occidentales, el cuerpo no se usa como un objeto que se toma, se utiliza y luego simplemente se desecha.

2. Pon una de tus manos en el pecho de tu pareja, mientras ella hace lo mismo.

Sintonice entonces su respiración con la de la otra persona, manteniendo el contacto piel a piel. Significa una especie de muestra de respeto por los sentimientos del otro.

3. Tómate tiempo para sentir los labios de tu pareja, por medio de una respiración boca a boca.

Esta parte del cuerpo tiene tantos terminales nerviosos como los genitales, por lo que la respiración por medio del beso permite reconocer si hay una conexión entre ambos, favorece la disposición para el sesso y la excitación.

Por otro lado, esta respiración permite explorar los gemidos, que según el tantra ayudan a aumentar la energía yan.

4. Al final del acto amatorio puedes acelerar el ritmo de la respiración, para entrar en otra frecuencia.

Incluso si el hombre desea retrasar el momento de la eyaculación puede respirar a manera de jadeo, tomando el aire rápidamente por la nariz y exhalando por la boca.

PARA TENER EN EN CUENTA:

- La respiración es considerada como la base de la vida y el primer nutriente del equilibrio y la actividad celular.

- Funcionalmente hablando, la respiración es una especie de interfase entre los órganos corporales, la locomoción, el sistema nervioso y el pensamiento, lo que permite la existencia y acción vital humana.

- Hay una relación directa entre la forma en que respiramos, las funciones corporales vitales, los estados mentales y emocionales y el nivel de energía.

- En diferentes disciplinas de meditación la respiración suele ser la herrarmienta principal para el control mental.

En otras como el yoga, ciertas artes marciales, los deportes y artes como a danza, el teatro, la música y el canto, la respiración se convierte en la principal herramienta para el control corporal y energético.

DOS RITMOS DIFERENTES

Desde el punto de vista tántrico se considera que en el encuentro íntimo cada uno de los miembros de la pareja tiene su ritmo de respiración.

La del hombre se asocia con el ritmo del tambor, porque es más fuerte y más ronca.

Se supone que a través de ella le entrega a la mujer la fuerza de la energía yan. A su turno, la de la mujer es más suave y tranquila.

La idea entonces es lograr el equilibrio y la coordinación entre ambas energías.

El tantra ofrece una gran variedad de técnicas de respiración que acompañan los gestos faciales, los movimientos y las posiciones corporales durante el encuentro en pareja.

Esas técnicas tienen como objetivo enfocar la mente, relajar el cuerpo, estimular la actividad del sistema nervioso para aumentar la sensibilidad, estimular la energía y el placer erótico y dominar los ritmos orgásmicos. Estas son apenas algunas de las muchas que propone el sexo tántrico:

1. Durante el encuentro íntimo respira sintiendo la garganta y generando un suave sonido al paso del aire por la glotis, la cual debe cerrar un poco.

Esto te ayudará a estimular el sistema nervioso y a aumentar la sensisibilidad facilitando y expandiendo la experiencia orgásmica.

2. Inhala y exhala vigorosamente con movimiento contractivo abdominal, profundizando la exhalación.

Esta práctica es la más indicada para estimular y excitar el sistema nervioso facilitando la llegada al orgasmo.

La retención del aliento es una práctica fundamental para estimular, liberar, dirigir y expandir la energía en el cuerpo y de esa manera lograr mejores orgasmos.

Pero debe practicarse gradualmente, con entrenamiento, para evitar problemas a nivel cerebral y pulmonar y evitar llegar a sentir asfixia.

3. Siéntate en posición flor de loto, respirando por la nariz. Inhala mientras doblas poco a poco la cabeza hacia atrás al tiempo que alargas gradualmente los brazos hasta dejarlos rectos y estirados presionando las rodillas con las manos.

La inhalación debe ser lenta y profunda. Enfoca los ojos hacia el centro del cerebro, retén el aliento, pero sin llegar a la sensación de asfixia. Luego exhala mientras doblas los brazos, cierra los ojos y dobla la cabeza lentamente hacia adelante.

Relaja todo el cuerpo durante algunos segundos, manteniendo los ojos cerrados y sintiendo la ligereza y calma del cuerpo y la mente.

Esta práctica ayuda a ascender la energía sessual y a desarrollar orgasmos en zonas superiores a los genitales, activando los chakras o canales energéticos y el control de la energía. Pero quienes sufran de presión arterial alta, vértigo o alta presión intercraneana no deben realizar esta práctica.

4. Respira abriendo un poco la boca para dejar pasar suavemente el aire al inhalar y exhalar.

Al inhalar debes sentir que se llena todo su cuerpo de aire cargado de energía, que acaricia internamente cada parte del cuerpo por donde pasa la sensación.

En la exhalación siente que con el aire sueltas la energía expandiéndola desde todo el cuerpo, sintiendo que éste irradia luz y transmítela a tu pareja como una forma de abrazarla desde su propia energía.

5. Inhala expandiendo el abdomen e imaginando que lo llena de aire.

Exhala mientras contraes suave y gradualmente el abdomen hasta soltar todo el aire sin esfuerzo.

Procura no incluir el pecho en este movimiento respiratorio Llena de aire la caja toráxica expandiéndola en diferentes direcciones.

Exhala relajándola, sintiendo cómo las costillas vuelven a su lugar hasta soltar todo el aire sin esfuerzo. Procura no incluir el abdomen en este movimiento respiratorio.

6. Inhala expandiendo el abdomen, el pecho y la parte alta del torso en un movimiento lento y suave hasta que se hayan llenado los pulmones de la mayor cantidad de aire posible.

Luego exhala relajando todo el torso completamente. Finalmente, acentúa la contracción de los músculos abdominales para expulsar el máximo aire de los pulmones. El movimiento debe ser suave y prolongado.

7. Toma aire profundamente por la nariz, retén el aliento e incline la cabeza moderadamente para cerrar la garganta al tiempo que contrae el esfínter anal y los genitales para elevar el perineo por no más de cinco segundos.

Relaja las áreas contraídas y luego tápate los oídos introduciendo los dedos índice en ellos.

Abre la boca un poco y luego exhala lenta y continuamente, produciendo un sonido largo y continuo como el murmullo de una abeja dentro de tu cabeza, generando una vibración en el cerebro y manteniéndote permanentemente consciente del sonido.

Esta práctica permite la relajación del sistema nervioso, la mente y las emociones, preparando el cuerpo para llegar a orgasmos de calidad.

Fuente: revista Salud y Vida.

Menopausia: causas, síntomas y tratamientos

Menopausia síntomas tratamientos causas mujeres

Aprende cuáles son las causas de la menopausia, cuáles son sus síntomas y cómo debes tratar este estado, puesto que la menopausia es algo inevitable que suele manifestarse tarde o temprano en las mujeres.

No hay una edad exacta en la cual la menopausia decida hacer su aparición, pero si existen ciertas cosas que pueden llegar a acelerar su manifestación.

Así que lee muy bien este artículo para que aprendas todo sobre la menopausia y cómo lidiar con sus molestos síntomas.

¿Qué es la menopausia?


Es el final del periodo menstrual, se define como la ausencia de menstruación por un periodo mayor a un año en forma continua.

Lo cual significa la ausencia de la función los ovarios que se traduce en el final del periodo reproductivo y la falta de hormonas primordialmente estrógenos y progesterona.

La transición menopáusica o perimenopausia es el tiempo que transcurre desde el inicio de los cambios en la regularidad del ciclo menstrual, además de la aparición de sofocos y finaliza hasta un año después de la última menstruación, cuando se instala la menopausia.

El proceso del envejecimiento reproductivo es gradual y comienza mucho antes del periodo menstrual final.

LA MITAD DE LA VIDA PUEDE SER UN PERIODO VULNERABLE PARA UN NÚMERO GRANDE DE CAMBIOS FÍSICOS Y PSICOLÓGICOS.
Existen diferentes síntomas al llegar la menopausia, que son atribuibles a la variación hormonal propia de la disminución de la secreción ovárica de sus hormonas (estrógenos y progesterona).

Estos síntomas centrales de la menopausia incluyen: síntomas vasomotores (fogajes, calor), resequedad vaginal, síntomas urinarios, disfunción sexual, perturbaciones del sueño y del estado de ánimo.

Las mujeres con frecuencia presentan más de un síntoma de menopausia, y la valoración clínica debe incluir una discusión de los síntomas más que una guía de tratamiento.

¿Cuáles son los síntomas más relevantes de la menopausia?



El síntoma distintivo de la perimenopausia, o periodo de transición menopáusica, es la oleada de calor que consiste en i una respuesta de disipación de calor, produciendo sudoradón en la cara, cuello, pecho. Además las mujeres

pueden experimentar otros síntomas que están bien establecidos que se relacionan con la menopausia como: resequedad vaginal, trastornos del sueño y depresión de inicio reciente.

La asociación con otros síntomas como dolores articulares y pérdida de memoria, es menos clara.
1. Oleadas de calor:

Es el síntoma más común de la menopausia y perimenopausia, el cual ocurre hasta en el 80% de las pacientes.

Sin embargo solamente buscan atención médica el 20 al 30% de las mujeres afectadas.

Cuando las oleadas de calor ocurren en la noche las mujeres los describen como sudoración nocturna.

Las oleadas de calor comúnmente inician en forma súbita como una sensación de calor en la parte alta del pecho y la cara y rápidamente se generaliza.

La sensación de calor que dura normalmente 2 o cuatro minutos, es seguida por sudoración y palpitaciones y en ocasiones por escalofríos y un sentimiento de ansiedad.

Las oleadas de calor suceden varias veces al día, sin embargo el rango puede estar entre uno a dos por día a una por hora durante el día y la noche.

Más del 80% de las mujeres que tienen oleadas de calor las continúan teniendo por más de un año.

Las oleadas de calor sin tratar ceden espontáneamente a los 4-5 años en la mayoría de las mujeres.

Sin embargo algunas mujeres tienen oleadas de calor que persisten por muchos años, con mujeres que reportan síntomas más allá de los 70 años en el 9% de los casos.

2. Trastornos del sueño:

Una característica preocupante de las oleadas de calor es que son más comunes durante la noche y se asocian con insomnio, que consiste el pronto despertar sin lograr conciliar el sueño nuevamente.

Sin embargo las mujeres experimentan trastornos del sueño, incluso en ausencia de fogajes.

Este padecimiento se puede presentar aproximadamente en el 46% de las mujeres durante la menopausia.

La ansiedad y la depresión pueden contribuir a los trastornos del sueño. Las mujeres con oleadas de calor son más propensas a presentar depresión.

Por lo tanto en pacientes con trastornos del sueño, el tratar los síntomas vasomotores, puede disminuir estos trastornos.

3. Depresión: numerosos estudios reportan un incremento significativo en la aparición de depresión en mujeres durante la transición menopáusica, comparado con la premenopausia.

4. Resequedad vaginal:

La vagina y la uretra son tejidos dependientes de estrógenos (hormona sexual femenina), por lo cual la disminución de estrógenos que ocurre con la menopausia lleva a un adelgazamiento de la mucosa vaginal.

Lo cual lleva a atrofia vaginal, causado síntomas como resequedad vaginal, rasquiña y dolor con las relaciones sexuales. Este síntoma se presenta hasta en el 47% de las mujeres a los 3 años de haber iniciado su menopausia.

Los síntomas usualmente empeoran con el paso del tiempo por el descenso de los estrógenos. La vagina toma una apariencia pálida con pérdida de sus rugosidades normales.

5. Función sexual:

La deficiencia de estrógenos lleva a una disminución del flujo sanguíneo a la vagina y la vulva, lo cual causa una disminución de la lubricación vaginal. El cuello uterino también se puede atrofiar.

La elasticidad de la vagina disminuye haciéndola más corta y angosta. Estos síntomas mejoran mucho con el tratamiento hormonal especialmente con los estrógenos vaginales.

¿CÓMO PUEDEN SER TRATADOS LOS SÍNTOMAS VASOMOTORES?
Los síntomas vasomotores pueden ser leves, moderados o severos y sus secuelas (alteraciones en el sueño, dificultad para la concentración y por consiguiente la reducción en la calidad de vida) son la principal indicación para el tratamiento.

La principal consideración para guiar el tratamiento es:

¿Qué tan severos son esos síntomas?

Esto refleja en la frecuencia y la severidad de los síntomas vasomotores, que van desde una pequeña sensación de calor (síntomas leves), pasando por una sensación de calor difícil de soportar (síntomas moderados) hasta una sensación de calor que causa la interrupción de sus actividades normales (síntomas severos).

Se debe informar a las mujeres acerca de los síntomas vasomotores, qué tratamientos conductuales y farmacológicos están disponibles.

Para aquellas que requieran terapia farmacológica, el tratamiento hormonal es el más efectivo para el alivio de los síntomas vasomotores, con una reducción de la frecuencia e intensidad de los síntomas en un 75%, mejorando la calidad de vida en pacientes sintomáticas.

La terapia de reemplazo hormonal debe ser evitada en aquellas mujeres con sangrado vaginal inexplicado, enfermedad hepática activa, antecedente de cáncer de mama, enfermedad coronaria, trombosis, historia personal de enfermedad tromboembólica.

Existe evidencia que los estrógenos aplicados a través de la piel tienen un riesgo bajo de trombosis e infarto de miocardio, comparados con los administrados vía oral, y debe ser la vía de elección para su administración, particularmente en mujeres con alto riesgo de trombosis.

Entonces la única indicación actual para la formulación de la Terapia Hormonal de la Menopausia o como era denominada anteriormente Terapia de Reemplazo Hormonal, son los síntomas vasomotores, para lo cual existe un arsenal farmacológico bastante amplio que incluye:

1. Hormonas:

Estrógenos y progestágenos que son la terapia más efectiva para los síntomas vasomotores, pero teniendo en cuenta las contraindicaciones anteriormente explicadas sobre la trombosis y el cáncer.

La dosis de estrógenos o estrógenos más progestágenos debe ser baja al inicio, e ir aumentando hasta lograr el objetivo de disminuir los fogajes.

La disminución a la exposición de estrógenos disminuye el riesgo de trombosis, y puede reducir síntomas indeseables como mastalgia, que es el dolor en los senos, y sangrados inesperados

2. SERM: moduladores selectivos de receptores estrogénicos (por sus siglas en inglés): son medicamentos que poseen actividad de estrógenos en algunos órganos, aliviando los síntomas vasomotores y actividad de progesterona en otros órganos, lo cual evita el riesgo de cáncer de endometrio.

3. Fitoestrógenos: que son más conocidos como los estrógenos de las plantas, en especial los productos derivados de la soya, los cuales pueden tener uso en aquellas pacientes con síntomas leves a moderados.

4. Medicamentos no hormonales: como antidepresivos, la fluoxetina y otros no disponibles aún en el mercado colombiano, el desvenlafaxine y escitalopram, con evidencia suficiente para considerarlos de gran eficacia en la mejoría de los síntomas vasomotores.

¿CUÁLES SON LOS RIESGOS Y BENEFICIOS DE LA TERAPIA HORMONAL?
La terapia hormonal fue muy utilizada en la década de los 90, logrando que se usará en pacientes que ahora se sabe tienen un riesgo bastante alto de uso de hormonas (como las paciente mayores de 60 años).

En general el riesgo es menor en mujeres sanas durante la transición menopáusica o dentro de los primeros 10 años de la menopausia.

Al contrario de la terapia combinada (con estrógenos y progesterona) no hay riesgo de cáncer de mama con el tratamiento de estrógenos solos.

Existe consenso en que la terapia hormonal no debe ser usada para la prevención de enfermedades crónicas, como enfermedad cardiovascular, diabetes o prevención del deterioro cognitivo y no debe ser iniciada en mujeres mayores de 60 años.

¿POR CUÁNTO TIEMPO SE DEBE DAR LA TERAPIA HORMONAL DE LA MENOPAUSIA?
Las guías internacionales indican inicio de la terapia de reemplazo hormonal, dentro de los primeros 10 años de la menopausia, pero no hay claridad de cuándo detenerla. Esta decisión debe ser tomada en forma individual, con su médico tratante idealmente experto en el manejo de la menopausia.

¿CÓMO SE PUEDE MANEJAR LA RESEQUEDAD VAGINAL RELACIONADA CON LA MENOPAUSIA?
Los cambios vulvo-vaginales descritos anteriormente como: resequedad, rasquiña, dispareunia (dolor al tener relaciones sexuales), además de síntomas urinarios frecuentes como, ardor al orinar e infecciones urinarias, al igual que los síntomas vasomotores, usualmente persisten o empeoran con el tiempo.

La aplicación de estrógenos vía vaginal es efectiva para el alivio de estos síntomas y no producen cáncer de endometrio e incluso pueden ser utilizadas en pacientes con antecedente personal de cáncer de mama y útero.

En mujeres menores de 40 años se aplica el término insuficiencia ovárica primaria y, menopausia temprana a mujeres menores de 45 años. Existen dos formas básicas de menopausia temprana:

1. Natural relacionada con la herencia o enfermedades autoinmunes.

2. Adquirida, ya sea quirúrgica (cirugía a través de la cual se extrajeron los ovarios), o por el uso de radioterapia/quimioterapia que pudo afectar los ovarios.

El diagnóstico de la menopausia temprana se realiza por síntomas vasomotores, cambios en el ciclo menstrual y alteraciones hormonales encontradas en el laboratorio, por lo que las mujeres propensas a padecer un alto riesgo (mamá con menopausia antes de los 40 años), o enfermedades autoinmunes, deben estar atentas a consultar con su ginecólogo para establecer el diagnóstico e iniciar el manejo correspondiente.

Estas mujeres con menopausia antes de los 40 años tienen síntomas más intensos y se les debe ofrecer terapia hormonal, que se debe mantener hasta la edad promedio de la menopausia, aproximadamente los 50 años.

Además la falta de estrógenos a una edad temprana, aumenta el riesgo de osteoporosis, infarto, entre otras.

Lo cual refuerza aún más la indicación de administrar terapia hormonal en estas pacientes con menopausia temprana.

OTRAS CONDICIONES RELACIONADAS CON LA MENOPAUSIA
Osteoporosis: es una enfermedad sistèmica, esquelética, caracterizada por la disminución de la fortaleza de los huesos, con el riesgo sostenido de fractura por caída desde su propia altura, por fragilidad ósea.

La pérdida acelerada de hueso en la postmenopausia es inducida por la falta de estrógenos, por lo cual es importante, entre otras cosas, el reemplazo hormonal en la menopausia en mujeres jóvenes.

A pesar de ser la salud esquelética una función de la predisposición genética, esta primera puede ser modificada por el estilo de vida, como la dieta (consumo de calcio y vitamina D), ejercicio (la falta de actividad física disminuye la densidad mineral ósea), evitar sustancias nocivas como el cigarrillo y el alcohol (su consumo se relaciona con disminución de la densidad mineral ósea).

La osteoporosis es importante porque aumenta la probabilidad de fracturas vertebrales y de cadera, las cuales causan limitaciones físicas, necesidad de gran cantidad de procedimientos para su rehabilitación y tratamiento.

El diagnóstico de osteoporosis se basa en la densitometría ósea, el cual no es un examen de rutina, sino que se indica con base en la valoración de factores de riesgo individuales estimados por su médico como: historia personal o familiar de fracturas, delgadez extrema, tabaquismo, artritis o menstruaciones irregulares.

El objetivo del tratamiento de la osteoporosis es la prevención de fracturas, la intervención se hace basada en el riesgo de fractura, que se calcula por su médico a través de un software especial con base en la densitometría ósea y otras condiciones como la ubicación geográfica y factores familiares, entre otros.

Dentro del tratamiento disponible para la osteoporosis está: la terapia hormonal de la menopausia y medicamentos antirresortivos, como el alendronato o risedronato.

Pero el tratamiento de esta enfermedad inicia con la obtención de unos niveles adecuados de calcio (el cual es un componente estructural de los huesos) y de vitamina D (la cual facilita la absorción de calcio a nivel intestinal).

CONCLUSIONES:
La transición menopáusica es un evento fisiológicamente normal y usualmente no requiere intervención médica alguna.

Sin embargo el 80% de las pacientes pueden presentar oleadas de calor y en gran parte de estas pacientes los síntomas son tan severos que afectan su calidad de vida, lo cual hace que requieran consulta para buscar manejo médico adecuado.

Este manejo puede ser hormonal, ya que los estudios de los últimos años muestran que los riesgos pueden ser minimizados con la selección del medicamento óptimo en el tiempo adecuado.

Existen indicaciones para la administración de hormonas, y en las pacientes que las necesiten su uso no debe ser descartado por la simple creencia de que causan cáncer.

El especialista en menopausia valorará la indicación del uso de hormonas en pacientes jóvenes, que generalmente son las que presentan síntomas más severos, incluso juzgará su uso en pacientes sobrevivientes de cáncer.

Aunque la menopausia es un evento natural en la vida de la mujer (así como el embarazo), también presenta algunas alteraciones (fogajes, resequedad vaginal, mayor riesgo de osteoporosis) y condiciones como: mayor riesgo de enfermedad cardiovascular, que se deben manejar para mejorar la calidad de vida y no simplemente soportarlos.

Por lo que es necesario consultar con un equipo médico encabezado por el ginecólogo especialista en menopausia, quien controlará los síntomas y el transitar de esta etapa en la vida de la mujer, y de esa manera llevar una vida plena, activa, productiva y feliz.

Fuente: carta de la salud número 246. Fundación Valle del Lili.

¿Cómo tener un metabolismo rápido y quemar grasa?

Metabolismo rápido quema de grasa

Quemar grasa es un objetivo que por salud y estética debería plantearse cada persona y no envidiar a aquellas que tienen un metabolismo rápido y que por ende suelen eliminar buenas cantidades de grasa corporal sin problema alguno, aun cuando comen grandes cantidades de alimentos y aun cuando éstos suelen ser de aquellos considerados como "cheat meals" o comidas trampa.

Aprende cómo puedes tener un metabolismo rápido que pueda hacerte quemar más y más calorías por medio de las grasas que sueles acumular en tu tejido adiposo.

Debes entender que si bien el potencial genético juega un papel muy importante no solamente en la quema de grasa corporal cuando se está en estado de reposo y cuando se realizan distintas actividades físicas (incluyendo la práctica de ejercicio físico, claro está) sino también en la relativamente fácil ganancia de masa muscular y densidad ósea.

Es posible romper esa barrera: vencer la genética hasta cierto punto con buenos hábitos de vida.

Aunque al mismo tiempo algunas personas suelen verse poco favorecidas ante un metabolismo muy rápido o demasiado acelerado.

Sobre todo porque pueden presentar dificultades para aumentar su nivel de masa muscular, aun cuando suelen matarse días, semanas o meses entrenando duro en el gimnasio, centro deportivo, parques u otro lugar bien implementado para poder realizar cierta variedad de ejercicios físicos con y sin pesas que permita una buena estimulación del tejido muscular esquelético para así permitir que éste hipertrofie.

Seguir con un metabolismo activo con el paso de los años


A medida que envejecemos nuestro metabolismo tiende a disminuir o volverse lento, o visto de otra forma nuestro cuerpo empieza a requerir cada vez menos energía para sobrevivir lo cual usualmente ocasiona que muchas personas acumulen grasa corporal de forma desmesurada a medida que avanza su edad cronológica porque simplemente continúan consumiendo alimentos de la misma manera.

Y a veces en mayores cantidades, en comparación a cuando solían ser más jóvenes, entonces por esta razón sus organismos simplemente se ven en la necesidad de acumular ese exceso Calórico en el tejido graso a nivel adiposo y visceral (aquel que se forma alrededor de los órganos).

Tal vez habrás escuchado o leído en alguno de los otros artículos que redacto que "a mayor masa muscular menor nivel de grasa corporal habrá", y en cierta medida esto tiene que ver con la "aceleración" del metabolismo que se genera gracias al aumento del gasto energético basal y total que el cuerpo requiere para sobrevivir y por supuesto para intentar mantener el nivel ganado de fuerza y masa muscular.

Por esta razón es que cuando sueles llevar mucho tiempo entrenando duro en el gym u otro lugar, tiendes a experimentar aumentos considerables (y a veces desmesurados) en el apetito.

Ahora bien, aumentar el metabolismo o hacerlo más rápido para obligar a que nuestro cuerpo deba quemar más grasa en estado de reposo No se basa solamente en cuidar la alimentación.

Porque si bien la restricción de Calorías consumidas por parte de los alimentos y/o suplementos puede ayudar a que una persona baje de peso (que adelgace, que merme su nivel de masa corporal total), esta pérdida usualmente no será solamente por parte de la grasa corporal sino que también pueden ocasionarse pérdidas leves o considerables de masa magra (masa muscular esquelética) y densidad ósea, principalmente.

Tal vez tu dirás que esto tiene una importancia menor con tal de ver que el número que te arroja una báscula simple disminuya, pero realmente el perder masa muscular y densidad ósea es poco saludable, porque no solamente tu metabolismo tiende a disminuir con lo cual más adelante tu organismo podría entrar en "modo ahorro" empezando a acumular lo poco que le entra en grasa.

Sino que también se aumenta considerablemente el riesgo de padecer algún tipo de lesión a nivel músculo-esquelético aun cuando las actividades realizadas sean relativamente simples (levantarse de la cama, agacharse a recoger algo, subir escaleras, etc.).

¿Por qué?

Pues porque no estás haciendo algo para mejorar la clidad y el tamaño de tus músculos ni la densidad de tus huesos (o sea, la mera buena alimentación no ayuda a mejorar estas cualidades: ¡debes también entrenar duro para este fin!

Aumenta tu metabolismo para que puedas quemar más grasa


Lo primero a tener en cuenta sí o sí para poder hacer que tu metabolismo sea más "rápido" para que así puedas quemar una mayor cantidad de Calorías provenientes de las grasas de reserva (triglicéridos) que se acumulan en tu tejido adiposo, es el aumentar tu tasa metabólica basal (que vendría a ser lo mismo) por medio del aumento de tu masa muscular (masa magra: masa sin grasa).

Esto permitiría que tu organismo se vea en la necesidad de aumentar el gasto Calórico oxidativo (las grasas requieren de mucho oxígeno para "combustionar" y poder ser "quemadas"), porque además con los entrenamientos de alta intensidad o de intensidad moderada ejecutados por tiempos prolongados, mejoras tanto tu potencia aeróbica como tu capacidad aeróbica, respectivamente.

No se trata de comer más veces al día en pequeñas porciones, no se trata de aumentar la ingesta de alimentos considerados como proteínas, no se trata de tomar agua en grandes cantidades, porque si no entrenas para aumentar tu masa muscular o al menos para mejorar tu capacidad cardiorrespiratoria (suponiendo que no te enfoques tanto en la hipertrofia de tus fibras musculares esqueléticas blancas sino más en mejorar las capacidades oxidativas de las fibras rojas y que por ende entrenes como fondista a nivel del atletismo, ciclismo, etc.).

Pues simplemente tu metabolismo, como ya lo mencioné en cuanto al "modo ahorro" tenderá a hacerse más lento.

Quiero que entiendas que tampoco existen suplementos mágicos que te hagan quemar grasa a lo loco.

Suplementos conocidos como quemadores de grasa, entre los cuales se pueden encontrar el picolinato de cromo, la L-carnitina, el Hydroxycut de Muscletech (que trae carnitina), el CLA, entre otros, que prometen hacer que tu cuerpo pueda eliminar mayores cantidades de grasa de las que él (tu organismo o cuerpo) crea necesario "quemar" de acuerdo a las actividades físicas realizadas.

Suplementos que prometen hacer que tu metabolismo se vuelva más rápido para hacerte quemar grasa mientras ves televisión, mientras duermes y/o mientras realizas otro tipo de actividades de menor intensidad y de baja complejidad.

Tu cuerpo quemará grasa de acuerdo a al aumento de tu metabolismo basal ocasionado gracias a los entrenamientos de alta intensidad (principalmente), así de simple.

No te dejes engañar por la falsa publicidad de empresas que pagan grandes sumas de dinero para que les dejen promocionar lo que ellos quieran hacer creer a la gente por medio de los productos que comercializan.

O sea, por ejemplo, si bien es cierto que la Carnitina es un compuesto químico (en este caso: una amina) que se encarga del transporte de los ácidos grasos provenientes de los triglicéridos (grasas de reserva) para llevarlos hacia las mitocondrias y así poder producir energía ("quemar" grasa).

El hecho de tomar o consumir L-carnitina (la "L" simplemente indica que es para consumo humano) no hará que el cuerpo sintetice mayores cantidades de Carnitina y que por ende haya un mayor transporte de ácidos grasos para ser "quemados" en el metabolismo energético oxidativo.

El cuerpo sintetizará lo que considere necesario de los aminoácidos que le entren, en este caso tratándose de la metioninca y lisina para la síntesis de la Carnitina que el cuerpo considere necesario crear o producir con base a los requereimientos energéticos de cada persona de acuerdo a su metabolismo basal, y por ende a su nivel de enternamiento (sumando a esto por supuesto la edad, el sexo de la persona, el nivel de estrés, etc.).

En cuanto a la alimentación, debes entender que por ejemplo el atiborrarte de ácidos grasos esenciales (omega 3, omega 6, entre otros) por medio de cápsulas y/o alimentos, no hará que tu cuerpo queme grasa a lo loco.

Estos ácidos grasos esenciales pueden contribuir en la producción de lipoproteínas de alta densidad (HDL) mismas que se encargan de erradicar el colesterol que se acumula en las paredes arteriales a causa de las lipoproteínas de baja densidad (LDL) mismas que sirven para erradicar el colesterol excesivo que se forma en el hígado (lo "malo" es que solo les alcanza para dejarlo en las paredes arteriales).

Entonces, el omega 6, omega 3 u otros tipos de ácidos grasos esenciales (que el cuerpo no puede sintetizar y que por ende toca consumirlos a través de la dieta) no te ayudan a adelgazar o quemar grasa, pero si podrían ayudar a mejorar el estado de tu sistema cardiovascular.

¿Exponerse al frío aumenta el metabolismo?


Exponerse a climas fríos no aumenta en sí el metabolismo de una persona, o bueno al menos No de manera prolongada.

O sea, durante la disminución de la temperatura ambiente por obvias razones nuestro organismo debe aumentar la producción de energía mayoritariamente por medio de las grasa para intentar convervar niveles aptos y estables de temperatura interna para evitar que mueras de hipotermia, y por esta razón la quema de grasa puede aumentar.

De ahí que muchos recomiendan de vez en cuando exponerse al frío preferiblemente sin tanta vestimenta para obligar a que la grasa parda o "fat brown" pueda ser estimulada, la cual es un tipo de grasa que se aumenta gracias al incremento del metabolismo de una persona tanto gracias a los entrenamientos de alta intensidad (en mayor medida) como por las exposiciones constantes y cortas a climas de bajas temperaturas (He, Johnston, Zeitlinger, City, & City, 2015).

Este tipo de grasa sí que puede incrementar considerablemente la "quema" de grasa, pero para producirla se requiere de ejecutar entrenamientos de alta intensidad, aumentar la masa muscular y por supuesto evitar una alimentación deplorable (evitar una dieta alta en grasa saturadas, alta en azúcares refinados, alta en proteínas de difícil digestión como los embutidos y los lácteos).

PARA TERMINAR:

Debes entender que aumentar el metabolismo, hacer que se vuelva rápido para que puedas quemar más grasa aun en estado de reposo y por supuesto mientras te ejercitas, no depende solamente de cuidar tu parte nutricional.

Y no depende de suplementos mágicos (los cuales te expliqué que no funcionan ya que las personas suelen adelgazar o perder grasa No gracias a ellos sino a los cambios nutricionales que deben realizar, mismos cambios indicados al reverso de los mismos empaues de los productos y/o por quienes los comercializan, y a la práctica de ejercicio físico), sino de lo que hagas en cuanto a ejercicio físico.

El sendetarismo es el peor enemigo de tu metabolismo y por supuesto de tu salud ya que altera de forma negativa los componentes del fitness relacionados con la salud (composición corporal, fuerza, resistencia muscular, resistencia cardiorrespiratoria, flexibilidad).

BIBLIOGRAFÍA:

He, Q., Johnston, J., Zeitlinger, J., City, K., & City, K. (2015). HHS Public Access, 33(4), 395–401. http://doi.org/10.1038/nbt.3121.ChIP-nexus

¿Quemo Calorías de la grasa mientras duermo?

Quemar gasa Calorías al dormir

Tal vez te habrás preguntado alguna vez si mientras duermes es posible quemar Calorías y por ende bajar de peso o "quemar" grasa.

Tal vez también te preguntes qué tipo de Calorías quemas mientras pasas por tus 5, 6, 7, 8 o más horas de sueño, y probablemente también te hayas cuestionado si durante este período de descanso, relajación y recuperación puedes llegar a perder algo de masa muscular.

Porque probablemente a ti o a algún conocido o alguna conocida le suceda que suele despertar más delgado(a) de lo que quisiera, pero lamentablemente esta delgadez la pueden experimentar principalmente a nivel muscular.

No todas las calorías que quemas durante el sueño las aporta la grasa


Y bueno, es que debes entender que el término Caloría o kilocaloría (que vendrían a ser lo mismo) no se relacionan solamente a lo que tiene que ver con grasa.

O sea, uno no quema o gana Calorías solamente por parte de los ácidos grasos que obtengamos por medio del consumo de alimentos con grandes cantidades de grasas o de carbohidratos, teniendo en cuenta pues que el exceso de glucosa puede transformarse en ácidos grasos para luego ser sintetizados hasta triglicéridos y luego ser almacenados en los tejidos grasos de nuestro organismo (adiposo y visceral).

Y bueno, aunque no lo creas el exceso de proteínas también puede ser transformado en grasa.

Cuando utilizas un pulsómetro o cuando colocas tus manos en los electrodos ubicados en alguna de las máquinas que simulan ejercicios de estructura cíclica (banda caminadora, bicicleta estática, bicicleta elíptica, etc.).

En el tablero de estos dispositivos suele aparecer la distancia recorrida, el tiempo total del entrenamiento, la intensidad y por ende las pulsaciones por minuto, además de otras posibles variables entre las cuales sí o sí suele aparecer el número total de Calorías quemadas o gastadas durante el tiempo realizado de X ejercicio físico por Y cantidad de tiempo a Z intensidad.

Y tú cuando observas este número (que piensas que entre más grande mucho mejor) probablemente te sientas muy feliz porque piensas que todo lo quemado o gastado fue grasa.

Pero ojo, porque dependiendo de la intensidad con la que se ejecutó este determinado tiempo de X ejercicio físico se determina un valor aproximado en porcentaje de las Calorías quemadas según cada nutriente macro, es decir de proteínas/aminoácidos, glucógeno/glucosa, triglicéridos/ácidos grasos.

Porque a mayor intensidad habrá una menor quema directa de grasa (a pesar de lo que se cree), aunque a mayor intensidad habrá un mejor estímulo de los músculos lo cual aumentaría la tasa metabólica basal de cada persona.

Probablemente esta misma felicidad la sientas si por ejemplo utilizas un pulsómetro mientras pasas tus tantas horas de sueño, y entonces al despertar tal vez te des cuenta que pudiste quemar una cantidad de Calorías bastante decente a pesar de no haber realizado ejercicio físico.

Y si bien este tipo de dispositivos suelen dar un número global de Calorías quemadas o gastadas, éstos nunca te mostrarán de dónde provienen estas Calorías.

O bueno, al menos hasta la fecha no conozco un pulsómetro que lo haga, aunque si existen dispositivos muy costosos y sofisticados que suelen medir estos valores, como por ejemplo algunos analizadores tipo InBody.

El punto que quiero que entiendas hasta aquí es que sí es posible quemar Calorías mientras duermes, pero que no todas las Calorías quemadas o gastadas serán por parte de los triglicéridos, más concretamente por parte de los ácidos grasos puesto que debes entender que el componente de cada uno de los otros dos macronutrientes, es decir la glucosa y los aminoácidos también aportan Calorías.

Que claro, no aportan la misma cantidad que un gramo de grasa (9,1 Cal.), pero si que aportan (4,1 Cal por gramo, aproximadamente).

¿Cómo quemar más Calorías mientras duermes?



Bueno, yo creo que la mejor manera sería preguntarse: "¿cómo quemar más grasa mientras duermes?" o "¿cómo quemar más Calorías provenientes de las grasas de reserva mientras duermes?"

Y es que la grasa que se acumula de forma excesiva en regiones como la abdominal, las caderas, los glúteos (cuando es en exceso y de forma poco estética), en los brazos, piernas y otras partes del cuerpo suele ser algo poco querido por la gran mayoría de personas.

Puesto que todos quisiéramos tener bajos porcentajes de grasa corporal y un alto nivel de masa muscular o masa magra, y claro una buena densidad ósea que permita evitar problemas como la osteoporosis y otros relacionados con el sistema esquelético.

Pues bien, antes de continuar debo decir que no existe ni alimentos, ni bebidas ni complementos nutricionales que te hagan quemar más grasa, o Calorías provenientes de la grasa, que la que tu organismo crea conveniente quemar o gastar por cada actividad realizada, y por supuesto esto incluye las horas que le dediquemos a dormir.

Así que el hecho de quemar más Calorías mientras duermes (Calorías provenientes de la grasa) no está fundamentado por lo que comas o ingieras sino por el hecho de hacer todo lo posible para aumentar tu masa muscular y por ende tu tasa metabólica basal.

Primero quiero que entiendas que si por ejemplo durante tus 5, 6, 7, 8 o más horas de sueño tu cuerpo una noche/madrugada vio la necesidad de quemar, por ejemplo, 200 Calorías provenientes de las grasas de reserva (triglicéridos), esto no quiere decir que si tomas un supuesto quemador de grasa (que puede contener Carnitina, picolinato de cromo u otro compuesto supuestamente "milagroso") en la noche/madrugada siguiente vayas a quemar 300, 400 o más Calorías provenientes de estas grasas de reserva.

Ahora bien, el hecho de ingerir una dieta o plan nutricional muy hipocalórico te hará quemar muchas más Calorías durante el día y por supuesto mientras duermes, pero muy probablemente esta quema de Calorías será también en gran cantidad por parte de las proteínas musculares.

Todo esto por efectos de malnutrición ocasionados precisamente por una dieta improvisada y extremadamente hipocalórica, dietas planteadas por "nutricionistas" con pocos conocimientos que no tienen en cuenta los datos básicos, medidas antropométricas y actividades que realiza una persona a lo largo del día, para primero calcular el requerimiento energético basal y luego el total.

Y con base en esto armar un plan nutricional específico para lograr los objetivos que se requieran sin poner en riesgo la salud (teniendo en cuenta que la disminución de la masa magra y la disminución de la densidad ósea puede contribuir de forma negativa en le bienestar y salud general de una persona).

Lo importante entonces a tener en cuenta si quieres hacer que tu organismo queme más Calorías provenientes de la grasa, tanto durante el día como durante la noche y/o madrugada mientras duermes, es el aumentar tu nivel de masa muscular y esto lo logras sí o sí ejercitándote de forma intensidad con o sin pesas.

O sea, no creas que por el simple hecho de aumentar la ingesta de proteínas (alimentos y/o complementos nutricionales) vas a poder lograr aumentar tu masa muscular, puesto que para este fin debes obligar a tus músculos a crecer para que puedan aumentar su capacidad de almacenamiento de nutrientes macro y micro.

Es un error muy común el creer que las proteínas solamente sirven para reparar/crear músculo a lo loco, y que con solo tomarlas o comerlas (y sin entrenar duro) se puede lograr una aumento significativo de masa muscular y por ende de la tasa metabólica basal que permitiera quemar más grasa durante el día y mientas se duerme.

Y a este punto habría que sumarle el error que se comete cuando se cree que las proteínas no hacen que una persona engorde (que acumule grasa corporal), puesto que las proteínas también aportan Calorías y por ende un exceso de las mismas pueden hacer que una personas pueda acumular grasa de forma excesiva en su tejido adiposo y/o visceral.

Es solo que es un poco más difícil excederse en el aporte Calório por parte de fuentes proteicas que de fuentes que aporten mayores cantidades de grasa y además carbohidratos (teniendo en cuenta que por ejemplo el arroz, pasta, etc., también aportan proteínas, grasas y nutrientes micro).

Entonces, ten en cuenta que cuando duermes puedes llegar a quemar una buena cantidad de Calorías provenientes de las grasas de reserva que se acumulan en tu tejido adiposo y visceral.

Pero dado a que tu cerebro, sistema nervioso y sistema endocrino, principalmente, están muy activos, entonces tu cuerpo requiere utilizar también muchas Calorías provenientes del glucógeno hepático, y cuando estos niveles escasean entonces tu cuerpo tendrá que hacer uso de proteínas musculares como factor energético, puesto que el glucógeno intramuscular es exclusivo de las fibras musculares esqueléticas.

Y claro, este tipo de gastos energéticos también se dan de forma similar mientras estás despierto realizando actividades cotidianas relativamente simples, y aun más cuando te dedicas a realizar entrenamientos de alta intensidad (los que requieres para aumentar tu masa muscular y por ende tu tasa metabólica basal para así ir por una quema más pronunciada de Calorías provenientes de la grasa mientras duermes).

Ya por último quiero mencionarte que el hecho de ayudarte a bajar de peso solamente con una plan nutricional adecuado no es lo ideal, puesto que si no entrenas entonces no estás estimulando a tu tasa metabólica a aumentar, y con el tiempo tu masa magra y densidad ósea podrán disminuir, con lo cual para seguir la misma línea de adelgazamiento tendrías entonces que reducir el aporte Calórico aun más y por ende podrías sufrir algún grado de malnutrición.

En este artículo te explico por qué no es bueno optar por bajar de peso sin hacer ejercicio.